miércoles, septiembre 23, 2020

TrialMadrid, I Memorial Willy Bustos

 

El pasado 23 de diciembre, el Moto Club Trial Madrid quiso homenajear a uno de sus más ilustres miembros recientemente desaparecido, de la manera que más le hubiese gustado, con un trial para todos en su pueblo, Collado Mediano. Esta fue la mejor manera de recordar a Juan Carlos Bustos “Willy”, ex alcalde y trialero.

trial-memorial-willy-cartel1La jornada que pudimos disfrutar en Collado Mediano aquel 23 de diciembre la recordaremos siempre, porque fue un día especial. No fue sólo especial por recordar a un trialero desaparecido al que todos en el Moto Club Trial Madrid y en su localidad tenían gran aprecio, también fue especial por su formato, por su apertura, por su variedad, por su ambiente festivo y diferente. Toda una serie de ingredientes que a Willy a buen seguro le hubiesen encantado.

A las 10 de la mañana el parking estaba ya repleto de coches, remolques y por supuesto motos de trial, clásicas y modernas, casi a partes iguales, aunque quizás con algo más presencia de clásicas, dado que Willy era ante todo un amante del trial clásico. Por allí estaba rugiendo también su querida Bultaco Sherpa, esta vez a los mandos de Toño Villanueva, uno de los más fieles a la marca, que a sus mandos realizaba las zonas del nivel verde. Se habían marcado seis zonas, por cierto muy bonitas, con dos niveles en cada una (amarillo y verde) y al ser un trial de entrenamiento, cada uno podía pasarlas cuantas veces quisiera, por el nivel que quisiera, con la moto que quisiera y en cualquier orden.

 

trial-memorial-willy-cartel1trial-memorial-willy-cartel1

 

trial-memorial-willy-cartel1Lo mejor era que todos tenían abierta la participación, y así pudimos ver a muchos trialeros aficionados que no son habituales, o que nunca corren en los triales, seguro que esto es lo que más le gustó a Willy desde allí arriba, ver poniéndose las botas y afrontando las zonas a tantos amigos y disfrutar de una soleada mañana de invierno practicando este bonito deporte.

Se vieron también curiosidades muy poco habituales, motos que salen poco de los garajes, o hasta algún trialero reconvertido en endurero y youtuber famoso, como es Nachette Fernández Sancho, realizando las zonas sobre una impecable Montesa 247 recien restaurada que le habían prestado apenas unos minutos antes. O como ver al trialero más pequeño de los Zorzo, Pedro, disfrutar orgulloso sobre su Fantic 301 de 50cc con refrigeración líquida, una unidad ideal para aprender trial con marchas, muy utilizada en Italia pero que probablemente será la única unidad existente en España.

 

trial-memorial-willy-cartel1trial-memorial-willy-cartel1

 

trial-memorial-willy-cartel1Vimos también curiosos intercambios de moto, pilotos de modernas que nunca o casi nunca habían subido a una clásica, intentarlo, u otros que da igual lo que lleven que siempre lo hacen bien.

Tras mucho trial, bromas, charlas y sobretodo buen humor e inmejorable ambiente, los asistentes pudieron disfrutar de bebida y picoteo abundante, momento que aprovechaban para firmar en el poster de homenaje con la foto de Willy, ofreciéndole alguna dedicatoria. Su mujer acudió para recibir la foto con todas las firmas, y tras unas palabras emocionadas de agradecimiento recibió un caluroso aplauso por parte de todos los asistentes, siendo inevitable dejar escapar algunas lágrimas.

Pero Willy era también un amante de la buena comida y la música, disfrutando al regentar su bar “Abrebadero” donde se hicieron tantas entregas de premios de triales, así que muchos de los pilotos del club y amigos continuaron la jornada con una magnífica comida en el Restaurante El Reloj de Navacerrada.

 

trial-memorial-willy-cartel1trial-memorial-willy-cartel1

X