domingo, octubre 24, 2021

Entrevista a Jordi Lestang

 

Jordi Lestang es el nuevo Campeón de Catalunya en Élite Sub16 y como Campeón de Andorra en Rojos de 2020 después de que la COVID-19 precipitara el punto y final de ambas competiciones. Sin embargo, el coronavirus le ha privado de luchar hasta el final por el título Júnior en el Campeonato de España de Trial.


Jordi Lestang: “Siempre aprendo más si es una carrera que esté fuera de mi zona de confort”

Jordi Lestang es uno de los jóvenes y muy prometedores talentos andorranos (apenas tiene 15 años) que desde el CTER, la escuela de tecnificación del Talents Trial Ripoll, y el Montesa Talent School, el equipo de formación de Montesa, están mimando para que en un futuro no muy lejano compita a nivel internacional. ¿Será el el nuevo referente del pequeño país de los Pirineos?

Pues bien, con él hemos charlado un buen rato en dos ocasiones, antes y después de la última prueba del Campeonato de España de Trial 2020 disputada en Cal Rosal, en la localidad gerundense de Ripoll, donde estudia y reside de lunes a viernes este año, y en Andorra, donde descansa los fines de semana y en donde ha estado confinado tras dar positivo por la COVID-19 una compañera suya de residencia. Activados todos los protocolos sanitarios, ni él ni el resto de pilotos del CTER Ripoll pudieron asistir a la última cita del Nacional en tierras catalanas. Su PCR, por cierto, negativa, como la de todos sus compañeros.

– Si te parece, empecemos por lo último. Un positivo en la escuela de tecnificación del Talents Trial Ripoll te impidió luchar por el título en el reciente CET de Cal Rosal. ¿Cómo es que tú y el resto de tus compañeros no pudisteis competir?

– A causa del positivo en Covid-19 de un miembro de la FCC que convive con nosotros en el CTER, tuvimos que hacernos las PCR y confinarnos 10 días, todo y siendo negativos no pudimos competir.

– Al perderte esta última carrera has terminado quinto en Júnior. ¿Cómo valoras tu actuación este 2020 en dicho nivel?

– La valoro positivamente, ya que optaba a ganar y fui mejorando de menos a más en cada carrera. Una pena lo de Cal Rosal. Creo que tenía mis posibilidades.

– Por cierto, unas semanas antes, doble victoria en Aitona (Lleida); en el Campionat de Catalunya Open de Trial. ¿Contento?

– Sí. Muy contento, ya que fue un trial muy duro e hice los dos días primero en Élite Sub16, y cuarto y tercero en Élite.

– Asimismo, la Federación Motociclista de Andorra ha estado esperando unas semanas para ver si la situación sanitaria mejoraba y celebrar las dos pruebas restantes del Campeonato de Trial de Andorra 2020. Con todo, finalmente se ha decidido junto con los dos motoclubs organizadores, dar por cerrado el certamen con los resultados de las seis primeras pruebas que sí se han podido disputar, por lo que te has proclamado Campeón de la categoría Rojos. Dado que ya no habrá más carreras. ¿Cómo te sientes como nuevo Campeón de Catalunya en Élite Sub16 y como Campeón de Andorra en Rojos?

– Después del esfuerzo de cada carrera, es gratificante ganar. Pero como a todos, hubiese preferido ganar habiendo disputado todas las carreras programadas inicialmente.

– ¿Compensa este título, en parte, el desengaño sufrido por no poder estar en el CET de Cal Rosal?

– La verdad es que no. No te voy a engañar. Cada campeonato es diferente y el CET 2020 de Júnior, precisamente, me hacía mucha ilusión. Creo que iba muy preparado para la prueba de Cal Rosal.

– Por cierto, en el 50 Trial del Gall del CET 2020 acabaste cuarto y primero en Júnior y a falta de Cal Rosal estabas a solo 3 puntos del primer puesto en la clasificación general. ¿Esperabas estar en disposición de atacar el título a esas alturas de la temporada?

– En parte sí y en parte no, ya que en alguna carrera cometí algunos errores tontos, de aquellos que no perdonan. Pero como contrapartida, en otras carreras, como la doble visita a Ripoll, superé mis propias expectativas.

– La categoría Júnior del Nacional de este 2020 ha sido una de las más reñidas de las últimas temporadas. ¿Estás de acuerdo con esta percepción que tenemos los aficionados?

– Sí. Claramente, este 2020 ha sido uno de los años en donde la competencia entre pilotos ha sido más enconada. Ello ha hecho que haya sido una temporada en parte complicada y en parte muy divertida de vivir.

– Uno de tus compañeros en el Montesa Talent School, Jordi Camp, ha sido a la postre el Campeón. ¿Era tu máximo rival por el título a principios de año?

– Te seré sincero. No. Jordi Camp es un rival fuerte, pero creo que los cinco primeros clasificados teníamos serias opciones a ser Campeones de España, y buena prueba de ello es que del primero al quinto estábamos separados por apenas 8 puntos y podía pasar cualquier cosa en Cal Rosal.

– ¿Cómo se fraguó tu llegada al Montesa Talent School Team?

– A mi me gustaba mucho la moto de Montesa y Toni Bou habló con Montesa para que me dejaran subirme a una Cota 300 RR para probarla. Tras hacerlo, Miquel Cirera, Team Manager del equipo, me ofreció la oportunidad de formar parte de la Talent School Montesa este 2020. Y la acepté sin pensármelo.

– ¿Cómo es estar en el Montesa Talent School, programa de formación de jóvenes talentos de Montesa-HRC?

– Se está muy a gusto. Nos cuidan mucho y nos ayudan en todo lo posible.

– Por el mismo pasó hasta la campaña pasada Gabriel Marcelli. ¿Es vuestro modelo a seguir en el Montesa Talent School?

– Obviamente, Gabriel Marcelli es un perfecto ejemplo. Como piloto y sobre todo como persona.

– En el Montesa Talent School compartes box con otros pilotos, como Pablo Suárez, Martín Riobo, Jordi Camp, Roger Casas o David Olmedo. ¿Cómo les definirías?

– La verdad es que hay muy buen ambiente entre todos y todos ellos son muy buena gente. Mira. Pablo Suárez es un piloto muy luchador. Martín Riobo, por su parte, es un fenómeno en la Zona de Calificación, aunque este año por culpa de la COVID-19 no se hayan llevado a cabo desde marzo. ¿Jordi Camp? Un perfecto rival y compañero. Y mis otros dos compañeros en Montesa, Roger Casas y David Olmedo… el primero es un inmejorable compañero de ‘batallitas’, mientras que el segundo es el ‘hermano grande’ del CTER, la escuela de tecnificación del Talents Trial Ripoll. (Sonríe).

– Como muy bien dices, Roger y David también son compañeros tuyos en la escuela de tecnificación del Talents Trial Ripoll. ¿Las carreras tienen una ‘zona extra’ cuando regresáis a la residencia en la que convivís de lunes a viernes? ¿Comentáis cómo os ha ido en familia mientras cenáis?

– Sí. Es un ‘clásico’ al final de cada carrera comentarla entre todos y echarnos alguna que otra risa por cómo nos ha ido a unos y otros.

– El Talents Trial Ripoll es un programa de la Federación Catalana de Motociclismo en el que algunos pilotos comparten estudios y alojamiento al tiempo que entrenan juntos. ¿Cuándo te interesaste por formar parte del mismo? ¿Por qué?

– Fue una sugerencia de Miquel Cirera y Toni Bou, ya que en Andorra terminaba la ESO todos los días a las cinco de la tarde, menos el miércoles, y solo podía entrenar ese día y los fines de semana que no tenía carrera. En Andorra, en invierno, a las cinco de la tarde ya es de noche, y también suele haber nieve y hielo varios meses al año, por lo que no puedo entrenar al aire libre como sí puedo hacer ahora.

– ¿Pediste información a alguno de tus compañeros de equipo antes de tomar la decisión de cambiar Andorra por Ripoll?

– Pues mira, poca. Tomé la decisión en solo una semana. Pero era lo mejor para mi futuro como piloto de trial y no dudé.

– ¿Recomiendas la Talents Trial Ripoll como experiencia?

– ¡¡Sí!! ¡¡Por supuesto!! Es una experiencia vital única y muy enriquecedora.

– Antes hemos repasado tus dos últimas carreras porque a los pilotos andorranos habitualmente se os ve competir en Francia, Cataluña, España y, por supuesto, en Andorra. ¿Te queda algún fin de semana libre?

– Sí. (Sonríe). Parece raro, pero aún compitiendo en Andorra, España y Cataluña todavía sigo teniendo ¡’findes’ libres!

– Campeonato de Cataluña Open de Trial, Campeonato de Lleida, Campeonato de Andorra… sin contar el Campeonato de España de Trial. ¿Te resulta fácil o difícil cambiar de competición y, a veces, categoría?

– Más bien fácil, ya que al estar en campeonatos diferentes puedo progresar y mejorar con mayor rapidez. Cambiar de categoría es un factor que también me ayuda mucho a seguir creciendo como piloto, a perfeccionarme y volverme más completo, ya que siempre aprendo más si es una carrera que esté fuera de mi zona de confort.

– La Presidenta en la Federación Motociclista de Andorra y su Junta están apostando desde el primer momento muy fuerte por la base. Cuando no estás en Ripoll o compitiendo, ¿también tomas parte en los cursos formativos y de perfeccionamiento con monitores como Jordi Pascuet u Oriol Pi que realizan?

– No.

– ¿Formas parte del equipo de tecnificación de trial de la Federación Andorrana?

– No.

– ¿Por qué?

– Cuando se formó el equipo de tecnificación me lo propusieron, pero yo ya estaba entrenando con Marc Freixa.

– Este verano te hemos visto compartir entrenamientos con un ‘andorrano’ ilustre: con Toni Bou. ¿Qué tal la experiencia?

– ¡Excelente! Tenemos una buena amistad. Me ha ayudado mucho a mejorar. ¡¡Solo viendo cómo entrena ya aprendo!! y sus consejos me ayudan mucho a seguir mejorando.

– Imaginamos que es tu piloto favorito de siempre. ¿Es así?

– Sí, ¡sin duda!

– En el CET te vemos habitualmente acompañado por tu padre. ¿Es el ‘culpable’ de que practiques trial?

– Un poco sí, ya que a mi padre le gustan mucho las motos y me ha introducido en este mundo.

– … pero tus inicios en ese deporte no fueron con una moto, sino con una bicicleta. ¿Por qué?

– Porque en ese momento prefería ir más en bici que en moto, ya que era muy pequeño y no me acababa de gustar la moto.

– ¿No está más barata la gasolina en Andorra que aquí?

– ¡¡Siií!! (Risas). Era muy pequeño. (Sonríe).

– ¿Recuerdas cuándo te regalaron tu primera bici de trial? ¿y moto?

– Perfectamente. De pequeño, cuando tenía 5 años, me regalaron mi primera bici de trial. Pero mi primera moto la tuve a los ¡¡2 años!!Me compraron una Xispa 25.

– ¿Y cuándo y dónde competiste por primera vez con cada una de ellas?

– En bici, empecé haciendo la Copa de Osona con 5 años. Y en moto, debuté en el Campeonato de Andorra con 12 años.

– En 2014 te proclamaste Campeón del Mundo de BikeTrial 2014 en Poussin en la república Checa. ¿Qué recuerdas de ese fin de semana?

– Ya te lo puedes imaginar: una gran felicidad. Ganar un Mundial, sea de lo que sea, es algo muy grande en la vida de cualquier deportista. Y en mi caso, por partida doble, ya que repetí experiencia en 2015 al ganar también el Mundial de UCI en Bélgica.

– Dada tu experiencia, qué recomiendas: empezar con la bici o directamente en moto?

– Lo mejor sería hacer las dos cosas a la vez hasta una cierta edad. Y llegados a ese momento, decantarse por una u otra según tu gusto. La bici te aporta cosas buenas, pero también algunos malos vicios para ir en moto.

– ¿A qué ‘malos vicios’ te refieres?

– Con la moto tienes que cargar bien atrás y el problema de la bici es que en muchos obstáculos te apoyas con la rueda de adelante primero. Lo que me pasaba y aún me pasa alguna vez, es que muchas veces descargo la rueda de atrás por culpa del movimiento que hacía con la bici.

– ¿Por qué decidiste un día cambiar la bici por la moto abriendo así una nueva etapa en tu todavía incipiente carrera deportiva?

– En 2017 decidí cambiar, ya que me dí cuenta que me gustaba mucho más la moto. Además, era un nuevo reto y desafío para mí.

– Hasta que te pasaste definitivamente a la moto, habías competido mucho en bici; en Andorra, Cataluña, España e incluso en el Mundial; tanto en competiciones UCI como de Biketrial. ¿Te ha servido tu variada etapa con la bici, a nivel de competiciones y reglamentos, para competir mejor en moto?

– Sí. Sobre todo en cuanto al tema de preparación psicológica. El tema reglamento… era diferente en varias cosas. En competición UCI, por ejemplo, el mochilero no te puede hablar para guiarte o aconsejarte.

– ¿Te resultó fácil pasar de la GasGas (2017-2018) a la Montesa (2019-…)? ¿De una 2T a una 4T?

– De toda la vida me gustó mucho la 4 Tiempos de Montesa, y para mí fue fácil. Me adapté muy rápido a la Cota y desde el primer minuto me encantó su estabilidad.

– Dados tus resultados en el CET, el mejor Nacional del mundo. ¿Para cuándo tu debut internacional?

– Ahora mismo no lo sé, pero me gustaría hacer alguna prueba el año que viene.

– ¿Mundial, Europeo o ambos?

– Mundial, principalmente. Pero el Europeo tampoco estaría mal.

– Muchos ven en ti al próximo estandarte de la Federación Andorrana de cara al Trial de las Naciones, la competición por equipos nacionales de la FIM. ¿Tu también lo crees?

– Creo que podemos hacer un buen equipo nacional y conseguir buenos resultados.

– ¿Quién ha sido el mejor piloto andorrano de la historia para ti?

– La verdad es que no lo sé. (Sonríe). ¡¡Pido perdón!! (Vuelve a sonreír).

– Y en la actualidad, ¿quién crees que ostenta dicho honor: Oriol Pi, Gaudi Vall o tú?

– (Risas). Muy buena pregunta. Habrá que valorar los resultados que logremos los tres a final de año. (Sonríe).

Más entrevistas a pilotos o personajes del mundo del trial, aquí

es Spanish
X
X